Si bien las actividades no retomaron por lo ocurrido el fin de semana, los empleados deben cumplir horario en el predio. Limpiar y remover escombros, entre las actividades de los operarios. Aún no hay fecha prevista para los arreglos.


En un solo turno de 9 horas, ahora los trabajadores de la empresa La Filomena deben acudir luego del derrumbe que sufrió parte del techo. El hecho ocurrió el sábado a la madrugada pero las consecuencias continuarán por un largo tiempo.

Luego de una reunión del propietario con los empleados, ocurrida ayer por la mañana, se decidió que los operarios realicen acudan de 7 a 17, para distintas tareas. Limpar, remover escombros, hacer horas-hombre en el lugar, pero sin poder cumplimentar sus tareas habituales.

Por razones que aún no se dieron a conocer, se derrumbó parte del techo de la firma, en el sector de inyección, produciendo importantes roturas y golpes fuertes en cuatro empleados, ya fuera de peligro.

Por cuestiones económicas, la reparación del techo y las maquinarias la solución no estaría a corto plazo. Si bien los problemas con los sueldos de los  empleados se habrían solucionado (los dueños anteriores tuvieron cortocircuitos con ellos) no tendrían los fondos necesarios para costear los arreglos.

Compartila en las redes

Deja un comentario

Su Email no será publicado

*